Una deuda pendiente

CLAUDIA FONSECA SOSA

RASD

Tras cuatro décadas de luchas y resistencia contra la ocupación marroquí, el Frente Polisario continúa reclamando el derecho del pueblo saharaui a su autodeterminación e independencia

Casi 40 años han transcurrido desde que Marruecos invadió el Sahara Occidental en 1975, violando la Carta de las Naciones Unidas y privando al pueblo saharaui de sus más elementales derechos humanos, su autodeterminación e independencia.

Como saldo de un conflicto signado por las ambiciones económicas y geopolíticas de la monarquía norafricana y sus aliados occidentales, miles de personas han muerto y otras miles se han visto forzadas a permanecer en campos de refugiados o separadas de sus familias por un muro minado de más de 2 700 kilómetros.

Una niña sostiene la bandera saharaui.

Contra esa injusticia ha luchado sin descanso el Frente Popular de Liberación de Saguía el Hamra y Río de Oro —más conocido como Frente Polisario—, único representante legítimo del pueblo saharaui desde su fundación en 1973. Este movimiento, cuyo núcleo opera hoy desde la vecina Argelia, fue el artífice de la independencia saharaui del dominio colonial español.

Luego de décadas de enfrentamiento armado contra las fuerzas invasoras marroquíes, en 1991 el Frente Polisario declaró un alto al fuego permanente con la condición de que se celebrasen elecciones supervisadas por la ONU, que definieran de una vez y por todas la situación del Sahara Occidental.

El organismo internacional aprobó entonces un plan de paz y envió la Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental (MINURSO). Pero, el anhelado sufragio no se realizó y ha seguido aplazándose en virtud de los intereses monárquicos. No se puede olvidar que, según el Banco Mundial, el territorio saharaui es uno de los más ricos de África en petróleo, fosfatos y recursos pesqueros, y Marruecos no está dispuesto a perderlo.

Mientras, los saharauis que habitan la zona ocupada por los marroquíes —que en los últimos años han adoptado el método de lucha pacífica— enfrentan torturas, desalojos, encarcelamientos arbitrarios y otras formas de represión.

El Tribunal Internacional de Justicia de La Haya dictaminó hace mucho tiempo que Marruecos no es una “potencia administradora” del territorio del Sahara Occidental. Pero nadie parece tener los poderes necesarios para acabar con la impunidad de este país, que lleva años transgrediendo las leyes internacionales.

En fecha reciente el Consejo de Seguridad aprobó una nueva resolución que amplía el marco de acción de la MINURSO, y que aboga por “una solución políticamente justa, duradera y mutuamente aceptable que garantice el derecho del pueblo saharaui a la autodeterminación”. Sin embargo, por sugerencia de países como Francia y Estados Unidos el texto no incluye la supervisión de los derechos humanos por parte de la misión de la ONU.

Ante tales desmanes, los saharauis han dicho que no descartan volver a la lucha armada “para poner fin a la ocupación”. “Tenemos confianza en las Naciones Unidas, pero si no logra organizar un referéndum de autodeterminación en el Sahara Occidental para que el pueblo saharaui pueda decidir su futuro, volveremos a empuñar las armas para recuperar y liberar a nuestro territorio”, afirmó días atrás el secretario general del Frente Polisario, Mohamed Abdelaziz.

El también presidente de la República Árabe Saharaui Democrática —fundada en 1976— asegura que la libertad y autodeterminación de su pueblo “es una deuda pendiente asumida por la comunidad internacional. Su permanente postergación va en detrimento de los genuinos intereses de nuestra humanidad por un mundo mejor”.

“Los obstáculos interpuestos por el gobierno marroquí, y la impunidad de su conducta intransigente, siembran mayores indicios de sospecha acerca de la eficacia de la opción pacífica y allanan el camino a la inestabilidad; lo que requiere de una urgente y decidida reacción de la comunidad internacional. ¿Hasta cuándo permitirá el mundo la permanencia de dicha situación de injusticia y flagrante agravio?”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en África y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s